¿Cuáles son las características del estilo barroco?

¿Cuáles son las características del estilo barroco?

Cuáles son las características del periodo clásico

El Barroco (Reino Unido: /bəˈrɒk/, Estados Unidos: /bəˈroʊk/; francés: [baʁɔk]) es un estilo de arquitectura, música, danza, pintura, escultura y otras artes que floreció en Europa desde principios del siglo XVII hasta la década de 1740. En los territorios de los imperios español y portugués, incluida la Península Ibérica, continuó, junto con nuevos estilos, hasta la primera década del siglo XIX. Siguió al arte renacentista y al manierismo y precedió a los estilos rococó (en el pasado, a menudo denominado “barroco tardío”) y neoclásico. Fue fomentado por la Iglesia católica como medio para contrarrestar la simplicidad y austeridad de la arquitectura, el arte y la música protestantes, aunque el arte barroco luterano se desarrolló también en algunas partes de Europa[1].

En las artes decorativas, el estilo emplea una ornamentación abundante e intrincada. El alejamiento del clasicismo renacentista tiene sus propias formas en cada país. Pero una característica general es que en todas partes el punto de partida son los elementos ornamentales introducidos por el Renacimiento. El repertorio clásico está abarrotado, es denso, se superpone, está cargado, para provocar efectos de choque. Los nuevos motivos introducidos por el Barroco son: la cartela, los trofeos y las armas, las cestas de frutas o flores, y otros, realizados en marquetería, estuco o tallados[2].

Pintura barroca

El Barroco es un periodo de estilo artístico que comenzó alrededor de 1600 en Roma, Italia, y se extendió por la mayor parte de Europa durante los siglos XVII y XVIII. En el uso informal, la palabra barroco describe algo que es elaborado y muy detallado.

Los factores más importantes de la época barroca fueron la Reforma y la Contrarreforma, y se considera que el desarrollo del estilo barroco está estrechamente vinculado a la Iglesia católica. De hecho, la popularidad del estilo fue fomentada por la Iglesia Católica, que había decidido en el Concilio de Trento que las artes debían comunicar temas religiosos y una implicación emocional directa en respuesta a la Reforma Protestante. El arte barroco se manifestó de forma diferente en los distintos países europeos debido a sus singulares climas políticos y culturales.

Quizá te interese  ¿Quién fue el mayor orador romano?

El estilo barroco se caracteriza por la exageración de los movimientos y la claridad de los detalles utilizados para producir dramatismo, exuberancia y grandeza en la escultura, la pintura, la arquitectura, la literatura, la danza y la música. La iconografía barroca era directa, obvia y dramática, y pretendía apelar sobre todo a los sentidos y las emociones.

Características de la arquitectura barroca

El Barroco fue una época cultural y artística que tuvo lugar durante el siglo XVII y principios del XVIII, desarrollada en toda Europa y las colonias americanas. Este estilo artístico se desarrolló en una época llena de grandes tensiones políticas y religiosas entre los países católicos y protestantes, convirtiéndose finalmente en una forma de arte propagandístico para ambos bandos. ¿Quieres descubrir sus principales características?

En Rock&Tools tenemos una amplia experiencia en la venta de herramientas para trabajar la piedra. En nuestra página web encontrarás una amplia gama de las mejores herramientas para esculpir la piedra, con una gran cantidad de información fascinante sobre esta técnica disponible en nuestro blog. ¿Necesita más información sobre las herramientas? Póngase en contacto con nosotros para que le asesoremos. Únase a nuestra comunidad Puede seguirnos aquí, en nuestro Espacio de Arte y en nuestras redes sociales.

Periodo Barroco

El Barroco es un estilo de arquitectura, arte y diseño muy ornamentado y elaborado que floreció en Europa en el siglo XVII y la primera mitad del XVIII. Originado en Italia, su influencia se extendió rápidamente por toda Europa y se convirtió en el primer estilo visual que tuvo un impacto significativo a nivel mundial.

Una de las características que definen el estilo barroco es el modo en que las artes visuales de la pintura, la escultura y la arquitectura se unen, en un todo, para transmitir un único mensaje o significado.

Quizá te interese  ¿Como era la moda en el siglo XVI?

El arte y el diseño barrocos se dirigían directamente a los sentidos del espectador, apelando tanto a las emociones como al intelecto. Reflejaba la sociedad jerárquica y patriarcal de la época, desarrollándose a través de los que ostentaban el poder -la iglesia, los gobernantes absolutos y la aristocracia- y siendo utilizado por ellos, para persuadir además de impresionar, para ser a la vez rico y significativo. En comparación con el control y las proporciones cuidadosamente equilibradas asociadas al Renacimiento, el Barroco es conocido por su movimiento y dramatismo.

La influencia del Barroco se extendió desde Italia y Francia al resto de Europa, y luego viajó a través de las iniciativas coloniales europeas, el comercio y la actividad misionera a África, Asia y América del Sur y Central. Su difusión mundial hizo que talladores chinos trabajaran en Indonesia, plateros franceses en Suecia y especialistas italianos en piedra dura en Francia. Se enviaron esculturas de Filipinas a México y España, mientras que las sillas fabricadas en Londres recorrieron toda Europa y el Atlántico, y los talleres reales franceses produjeron productos de lujo que fueron deseados e imitados por la sociedad de moda de toda Europa. Sin embargo, como estilo, el Barroco también cambió al recorrer el mundo, adaptándose a las nuevas necesidades y a los gustos, materiales y contextos locales.

¿Cuáles son las características del estilo barroco?
Scroll hacia arriba
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad