¿Qué pasó en 1953 en la Guerra Fría?

¿Qué pasó en 1953 en la Guerra Fría?

La segunda guerra fría

A menudo se dice que la Organización del Tratado del Atlántico Norte se fundó como respuesta a la amenaza que suponía la Unión Soviética. Esto es cierto sólo en parte. De hecho, la creación de la Alianza formaba parte de un esfuerzo más amplio para servir a tres propósitos: disuadir el expansionismo soviético, prohibir el resurgimiento del militarismo nacionalista en Europa mediante una fuerte presencia norteamericana en el continente y fomentar la integración política europea.

Tras la Segunda Guerra Mundial, gran parte de Europa quedó devastada de una forma que ahora resulta difícil de imaginar. Aproximadamente 36,5 millones de europeos habían muerto en el conflicto, 19 millones de ellos civiles. Los campos de refugiados y el racionamiento dominaban la vida cotidiana. En algunas zonas, la tasa de mortalidad infantil era de uno de cada cuatro. Millones de huérfanos vagaban por los cascos quemados de las antiguas metrópolis. Sólo en la ciudad alemana de Hamburgo, medio millón de personas se quedaron sin hogar.

Además, los comunistas, con la ayuda de la Unión Soviética, amenazaban a los gobiernos elegidos en toda Europa. En febrero de 1948, el Partido Comunista de Checoslovaquia, con el apoyo encubierto de la Unión Soviética, derrocó al gobierno democráticamente elegido en ese país. Luego, como reacción a la consolidación democrática de Alemania Occidental, los soviéticos bloquearon el Berlín Occidental controlado por los aliados en un intento de consolidar su control sobre la capital alemana. El heroísmo del puente aéreo de Berlín proporcionó a los futuros aliados cierto consuelo, pero las privaciones siguieron siendo una grave amenaza para la libertad y la estabilidad.

Comienza la Guerra Fría cuando Estados Unidos y la Unión Soviética surgen como nuevas potencias mundiales

La Guerra Fría (1953-1962) analiza el periodo de la Guerra Fría desde la muerte del líder soviético Joseph Stalin en 1953 hasta la crisis de los misiles en Cuba en 1962. Tras la muerte de Stalin, los nuevos dirigentes intentaron “desestalinizar” la Unión Soviética, lo que provocó malestar en el Bloque del Este y en los miembros del Pacto de Varsovia[1]. A pesar de ello, se produjo un apaciguamiento de las tensiones internacionales, cuya prueba puede verse en la firma del Tratado de Estado Austriaco, que reunió a Austria, y en los Acuerdos de Ginebra, que pusieron fin a los combates en Indochina. Sin embargo, este periodo de buenos sucesos fue sólo parcial, ya que durante el mismo continuó una costosa carrera armamentística y también se produjo una carrera espacial, menos alarmante pero muy costosa, entre las dos superpotencias. La incorporación de países africanos al escenario de la guerra fría, como la unión de la República Democrática del Congo con los soviéticos, provocó aún más malestar en Occidente[2].

Quizá te interese  ¿Cuál es la población actual de musulmanes en el mundo?

Cuando Harry S. Truman fue sucedido en el cargo por Dwight D. Eisenhower como trigésimo cuarto presidente de Estados Unidos en 1953, los demócratas perdieron el control que habían tenido durante dos décadas sobre la presidencia de Estados Unidos. Sin embargo, bajo Eisenhower, la política de Estados Unidos en la Guerra Fría permaneció esencialmente inalterada. Aunque se puso en marcha un profundo replanteamiento de la política exterior (conocido como “Proyecto Solarium”), la mayoría de las ideas emergentes (como el “retroceso del comunismo” y la liberación de Europa del Este) se consideraron rápidamente inviables. El enfoque subyacente en la contención del comunismo soviético siguió informando el enfoque general de la política exterior de Estados Unidos.

La verdadera guerra fría

Después de la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos y sus aliados, y la Unión Soviética y sus estados satélites iniciaron una lucha de décadas por la supremacía conocida como la Guerra Fría. Los soldados de la Unión Soviética y de Estados Unidos no se enfrentaron directamente durante la Guerra Fría. Pero las dos superpotencias se enemistaron continuamente a través de maniobras políticas, coaliciones militares, espionaje, propaganda, acumulación de armas, ayuda económica y guerras por delegación entre otras naciones.

La Unión Soviética y Estados Unidos habían luchado como aliados contra la Alemania nazi durante la Segunda Guerra Mundial. Pero la alianza comenzó a desmoronarse tan pronto como la guerra en Europa terminó en mayo de 1945. Las tensiones se hicieron patentes en julio durante la Conferencia de Potsdam, en la que los aliados vencedores negociaron la ocupación conjunta de Alemania.

La Unión Soviética estaba decidida a tener una zona de amortiguación entre sus fronteras y Europa Occidental. Estableció regímenes procomunistas en Polonia, Hungría, Bulgaria, Checoslovaquia, Rumania, Albania y, finalmente, en Alemania Oriental.

Quizá te interese  ¿Cuál es el nombre femenino de Eduardo?

La guerra fría presidente de los EE.UU.

La Guerra Fría (1953-1962) analiza el periodo de la Guerra Fría que va desde la muerte del líder soviético Joseph Stalin en 1953 hasta la crisis de los misiles en Cuba en 1962. Tras la muerte de Stalin se produjeron disturbios en el Bloque del Este, al tiempo que se produjo un apaciguamiento de las tensiones internacionales, cuya prueba puede verse en la firma del Tratado de Estado Austriaco que reunió a Austria, y en los Acuerdos de Ginebra que pusieron fin a la lucha en Indochina. Sin embargo, este “deshielo” fue sólo parcial, ya que durante este periodo continuó una costosa carrera armamentística.

Cuando Dwight D. Eisenhower tomó posesión de la presidencia de Estados Unidos en 1953, los demócratas perdieron el control que habían ejercido durante dos décadas. Sin embargo, bajo Eisenhower, la política de Estados Unidos en la Guerra Fría permaneció esencialmente inalterada. Aunque se puso en marcha un profundo replanteamiento de la política exterior (conocido como “Operación Solarium”), la mayoría de las ideas emergentes (como el “retroceso del comunismo” y la liberación de Europa del Este) se consideraron rápidamente inviables. El enfoque subyacente en la contención del comunismo soviético siguió informando el enfoque general de la política exterior de Estados Unidos.

¿Qué pasó en 1953 en la Guerra Fría?
Scroll hacia arriba
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad