¿Quién es el autor del Poema del Mío Cid?

¿Quién es el autor del Poema del Mío Cid?

Autor del Cid

Como ya se ha dicho, esta historia está basada en la vida real de Rodrigo Díaz, conocido como el Batallador y, más tarde, como el Cid o Mio Cid (título de respeto que proviene de la palabra árabe andalusí Sidi, ‘Mi señor’). Es evidente que “El Cantar de mio Cid” da una versión de los últimos años del Cid que parte del primer destierro, pero se mantiene fiel en general a lo ocurrido a partir del año 1089, en todos los casos con gran libertad de detalles. Además, todo lo relacionado con los matrimonios entre las hijas del Cid y los delfines de Carrión (que seguramente no existieron) es claramente ficticio. La proporción entre historia y poesía es un argumento importante en los intensos debates sobre la identidad del autor de “El Cantar” y la fecha exacta en que fue compuesto.

Las dos posturas más extremas son las de Ramón Menéndez Pidal y Colin Smith.    El primero considera que “El Cantar” fue escrito por un juglar de Medinaceli (localidad castellana que en aquella época estaba cerca de la frontera con los reinos moros), escrito en el estilo tradicional y básicamente popular y fiel a los hechos históricos, compuesto en algún momento hacia 1140, menos de cincuenta años después de la muerte del Cid. Posteriormente, basándose en ciertos aspectos estilísticos y en informaciones que, a su juicio, parecían coincidir con dos épocas diferentes, sostuvo la teoría de una obra compuesta por dos juglares. El primero, asociado a San Esteban de Gormaz (localidad cercana a Medinaceli) había sido escrito aproximadamente en 1110 y era responsable de los elementos más históricos del poema, mientras que el segundo, asociado a Medinaceli, había ampliado el poema e incluido una serie de rasgos novelescos, hacia 1140.

Quién escribió el cid

La presencia de los moros o arabófonos en España fue tremendamente influyente en la historia del país, y es fundamental en el poema. Los “moros” dominaron España tras su invasión desde el norte de África a partir del año 711, pero en el siglo XI el reino cristiano de León, hacia el noroeste de la Península, se había convertido en la mayor potencia, y exigía tributos anuales a los reinos moros del sur y el este, fragmentados pero prósperos en comparación con el norte. El Cid de la historia (c. 1045-1099) era natural de Castilla, una parte a veces rebelde del reino de León. Según el poema, el Cid fue enviado por el rey para cobrar el dinero del tributo al rey moro de Sevilla. Los nobles leoneses cercanos al rey le convencieron de que el Cid se había quedado con gran parte del dinero. Son los “enemigos malos” del poema, y su falsa acusación le llevó al exilio.

Quizá te interese  ¿Cuáles son los animales de Madagascar 3?

La escena de la partida que inicia el manuscrito es un pasaje conmovedor y al mismo tiempo ofrece un incisivo retrato del Cid, que como héroe épico representa los valores y rasgos más apreciados por su sociedad. En estas pocas líneas vemos a un hombre de profundos sentimientos humanos, de discurso mesurado, devoto, admirado y querido por los burgaleses, que acepta la adversidad sin ningún atisbo de resentimiento contra el rey. Su imagen se irá ampliando a lo largo del poema, pero no en forma de comentario, como se ha hecho en la frase anterior. Más bien, el poema presenta o muestra el carácter del héroe, y revive cada escena; el público original, que era oyente más que lector, lo habría vivido (idealmente) como si estuviera en presencia del Cid.

Quién escribió el cantar del mio cid

La investigación sobre el Poema de Mio Cid, que parecía avanzar muy poco durante el siglo posterior a la publicación del poema por Tomás Antonio Sánchez (1779), se ha desarrollado después en ciclos de unos treinta años1. Dos libros proporcionaron el tan necesario estímulo a la investigación: en 1874, Manuel Milá y Fontanals, en De la poesía heroico-popular castellana, puso en juego todos los recursos de la erudición sobre la épica española y sus orígenes, y esbozó lo que es en esencia la teoría del neotradicionalismo; siete años más tarde, se publicó por fin la valiosa edición anotada del poema de Andrés Bello, basada en los trabajos realizados en el Museo Británico en 1817-29, continuada espasmódicamente tras el regreso de Bello a Chile y dejada incompleta a su muerte en 18652.

Quizá te interese  ¿Dónde desemboca el Gran Lago del Oso?

Durante los últimos treinta años, se han producido cambios de gran alcance en casi todos los aspectos de los estudios sobre el Cid, pero el aspecto más fundamental, el texto en sí, ha sido el que más lentamente ha cambiado. Durante los últimos setenta y cinco años, cualquier estudioso que quisiera descubrir las lecturas del MS podía hacerlo fácilmente, gracias al texto paleográfico de Menéndez Pidal, y durante las últimas décadas la tarea ha sido aún más fácil, con las sucesivas reimpresiones de este texto y, en 1961, la publicación de un facsímil del MS barato y fiable (se había publicado una edición limitada en 1946). Las grandes diferencias entre el MS y el texto crítico de Menéndez Pidal -diferencias que don Ramón nunca intentó ocultar- pudieron así ser examinadas en detalle. La edición crítica arcatiza el lenguaje, reordena muchas líneas y en numerosas ocasiones suministra palabras, hemistiquios o incluso líneas enteras para restaurar la asonancia deseada o -más dudoso- porque esas lecturas se encuentran en las crónicas. Algunas de estas enmiendas son, por supuesto, no sólo plausibles sino esenciales, pero otras no lo son, y el efecto global es producir un poema muy diferente del que se encuentra en el MS de Per Abbat.

Quién escribió el cid campeón

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  “Cantar de mio Cid” – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (octubre de 2015) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)

El Cantar de mio Cid, literalmente “El Cantar de mi Cid”, o “El Cantar de mi señor” (o El Poema de mio Cid), también conocido en inglés como The Poem of the Cid, es el poema épico castellano (español: epopeya) más antiguo que se conserva. [1] Basado en una historia real, narra las hazañas del héroe castellano Rodrigo Díaz de Vivar, conocido como el Cid, y se desarrolla durante el siglo XI, época de conflictos en la Península Ibérica entre el Reino de Castilla y varios principados taifas de Al-Andalus. Se considera una epopeya nacional de España.

Quizá te interese  ¿Quién gobierna Kattegat después de Lagertha?

El medievalista español Ramón Menéndez Pidal incluyó el Cantar de mio Cid en la tradición popular que denominó mester de juglaría. El mester de juglaría se refiere a la tradición medieval según la cual los poemas populares se transmitían de generación en generación, modificándose en el proceso. Estos poemas estaban destinados a ser representados en público por juglares, que interpretaban la composición tradicional de forma diferente según el contexto de la representación, a veces añadiendo sus propios giros a los poemas épicos que contaban, o abreviándolos según la situación.

¿Quién es el autor del Poema del Mío Cid?
Scroll hacia arriba
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad